La transformación tecnológica de las empresas - Alba Informática

Transformación tecnológica de las empresas

Por
En Empresas, ERP

El calado de la tecnología en todos los sectores productivos de la sociedad es algo que no vamos a discutir en este post. Es tal la rapidez con la que avanza la tecnología que no podemos sino sentir vértigo al comprobar que no podemos asimilar tanta innovación. Vivimos tiempos de frenesí en el que estos avances no han hecho más que trastocar los paradigmas clásicos empresariales, obligando a las compañías a volverse más flexibles si quieren ser a la vez más competitivas.

Cinco son los retos a los que toda empresa debe hacer frente de manera más o menos urgente si quiere evitar ir a rebufo de este ciclón de innovación y cambio.

1. Cultura tecnológica.
Sabemos de las dificultades a las que se enfrenta una PYME cuando se trata de abrazar las novedades tecnológicas, aunque en muchas ocasiones se trata de un problema de mentalidad y no de medios. Se debe tener en cuenta el valor que las soluciones tecnológicas aportan a los procesos de gestión de un negocio y armarse con las mejores herramientas (y las agallas necesarias) para implementarlas en el negocio.

2. Innovación
En nuestra cultura, el miedo a fallar es algo casi inherente a nuestro forma de ser. Le tenemos miedo al fracaso y es este miedo el que constriñe nuestra chispa creativa. En países con una cultura empresarial más arraigada como Estados Unidos, el fracaso tiene una importancia capital en la mentalidad de los personas, ya que serán los errores los que nos ayuden a levantarnos con más fuerza. La innovación debe formar parte de la genética de la compañía, debe estar muy presente en todos sus departamentos y, aprovechar la valentía del ensayo-error para optar a la mejora continua de nuestros productos o servicios.

3. Marca
Debemos aprovechar las oportunidades comunicativas que brinda el medio digital y abrazar el diálogo resultante marca-consumidor. El feedback aumenta con la presencia online de las empresas, por lo que no debemos dejar al libre albedrío los mensajes que proyectamos en nombre de nuestra marca. El branding es una tendencia en el mundo de la publicidad y consiste en darle valor a nuestro enseña, en construir marca.
Como podemos ver, el intangible marca como elemento diferenciador adquiere cada vez más peso en los mercados globales en los que productos y servicios cada vez se parecen más.

4. El móvil es el rey.
Cada vez son más los usuarios que llegan hasta nuestro sitio web desde sus smartphones, se aprovechan los tiempos muertos de los que disponemos para consultar las redes sociales mientras vamos en el metro de camino al trabajo, para visitar tal sitio web que dispone de un de descuento mientras esperamos a nuestros amigos o para contestar a los correos mientras hacemos cola en el banco.
Las empresas deben analizar el comportamiento de sus clientes, optimizar su presencia en el entorno digital para el dispositivo móvil y satisfacer sus demandas ahorrándoles tiempo.

5. Nuevas oportunidades negocio.
Contradiciendo el eslógan de aquella famosa campaña publicitaria de Volkswagen en el que nos invitaban a pensar en pequeño, en el ecosistema digital debemos pensar en grande. En MUY grande. Las empresas que aspiren a ser líderes deberán tomar como potenciales clientes a todo el mundo, independientemente de su localización.

A fin de cuentas, debemos saber  diferenciar entre tendencias de gurús, que tienen más de paja que de grano, y  de must empresariales que todo buen gestor que se precie debe tener en cuenta si quiere aportar su granito de valor diferenciador a estos mercados globales tan atomizados.

 

Recent Posts

Busca desde aquí la solución que mejor se adapte a tí

logo-alba-informaticae-commerce-shop